17 de marzo de 2011

Flechazo trenzado

¿Puede uno enamorarse de unas zapatillas? Sí, me acaba de pasar con estas de Zilli. Mezcla dos tipos de piel de becerro y ante; y encima teñida en un color que es uno de mis favoritos. Por si fuera poco, ese aire a Bottega Veneta... Lástima que su precio, como todo lo de la marca francesa, esté fuera de mi alcance. Cuestan 720 €. ¿Alguna alma caritativa que se apiade de mí?

Publicar un comentario