9 de marzo de 2012

Borsalino, el grafitero

El italiano Giuseppe Borsalino comenzó a fabricar sombreros en 1857. Desde entonces, su firma se ha caracterizado por mantener patrones muy clásicos. Sería interesante saber qué pensaría ante la línea más irreverente jamás aprobada por sus sucesores: la Fashion Baloons, en la que el artista callejero Willow, de fama internacional, ha dibujado sus grafitis y dibujos de cómic sobre sombreros de copa y bombines. Sobre una base rojo brillante o rosa chicle, entre otros colores, desarrolla todo tipo de personajes y líneas (desde los más sobrios a los más enrevesados y llamativos). Están disponibles en edición limitada y por encargo.
Publicar un comentario