8 de octubre de 2012

Caucho de pasarela


Al diseñador Paul Surridge le gusta incorporar elementos inesperados en sus colecciones, de ahí que su estreno en Z Zegna como director creativo fuera muy esperado por los amantes de la moda masculina. Antes de tomar las riendas de la firma italiana, trabajó para Calvin Klein y Burberry. En esta última pudo conocer de primera mano su increíble tradición de ropa para la lluvia. Con ese aprendizaje, ya en Zegna, ha creado una serie de prendas de corte futurista que tiene como elemento común el material con el que se han confeccionado: el caucho.

Hasta ahora, este tipo de plástico estaba limitado a prendas técnicas y profesionales, como las de los bomberos o las botas de agua. Ahora se elevan a la pasarela gracias a diseños como el de la gabardina de la imagen, con cuello de malla, cinturón y ajustes de manga (1.000 €). Es de un brillante verde botella, el mismo color con el que se han realizado a juego diferentes prendas, como un pantalón de pitillo, un chaquetón, unos guantes o una bolsa de deporte. También complementos típicos de los días de lluvia, como un paraguas o unas botas de agua, con una suela gruesa.

En el desfile de la firma, no tuvo reparo en que un modelo desfilara con todas las prendas puestas, demostrando que incluso con un material a priori tan complicado de llevar también se puede lucir elegante.


Publicar un comentario