19 de noviembre de 2013

Vintage y con manifiesto



El mundo de la moda, el diseño e incluso la gastronomía ha reivindicado para sí lo naïf. Desde hace unos años, asistimos a una vuelta de lo infantil bajo la excusa del amor por lo vintage, la segunda mano, el rescate de piezas y prendas de los baúles y la añoranza de tiempos que 'tuvieron que ser mejor', aunque sea más que obvio que, seguramente, no fuera así. Pero se ha hecho desde un punto de vista, como ocurre con las modas, meramente estético, ya que no hay muchos dispuestos a renunciar a los placeres de los adelantos del siglo XXI.

Hay quien ha hecho negocio de esto. Un claro ejemplo son las malenis. Con la excusa de que nada como el hogar, han llenado de cupcakes y complementos de repostería (de silicona a ser posible, de Lékué sí o sí) las baldas de librerías y tiendas de decoración, así como las calles con boutiques de 'frosting' artesano, signifique eso lo que signifique. Pero naïf o vintage no es sinónimo de malenismo. De hecho, ambos conceptos ni siquiera tienen por qué ir de la mano.



Buena muestra de ello es A Vida Portuguesa, una boutique que reivindica el packaging de principios y mediados del siglo XX como 'nuevo postmodernismo' y que se ha convertido en visita obligada en Oporto (donde nació el proyecto, de la mano de la periodista Catarina Portas) y en Lisboa. Que nadie espere allí las ñoñadas de Mr. Wonderfull y sus productos 'buenrollistas'. Sus baldas son una oda al diseño gráfico, a los maestros de la ilustración comercial, a los primeros 'decoradores' de la sociedad de consumo y, por qué no, al 'product placement'. En su catálogo, por ejemplo, las múltiples latas de aluminio de Derriere la porte, así como antigüedades y curiosidades lusas como bolachas de jengibre o cajas de lápices Porquinho.

Un vintage del siglo XX que marca tendencia en el XXI y que, ojalá, tenga su réplica española dentro de poco, sin caer en lo ñoño ni en el merchandising turístico. ¿Será posible?


28 de octubre de 2013

Llamas en los pies



La fiebre 'runner' no conoce la crisis ni en número de seguidores ni en estilo. Buen ejemplo de ello es la última edición limitada que acaba de presentar Onitsuka Tiger en colaboración con la tienda escocesa de zapatillas Hanon. Las han bautizado como 'Colorado Eighty-Five Wildcats', diseñadas en rojo y naranja y con los logotipos en los laterales y la lengüeta, así como la característica llama roja de Hanon en el talón.

Esta edición exclusiva se venderá en Hanon a partir del 2 de noviembre y en España en Limited Editions (Barcelona), 24 KTS (Barcelona) y Sivasdescalzo (Madrid) desde el 9 de noviembre. Es la segunda vez que colaboran. La anterior edición limitada se agotó en toda Europa en cuestión de días. Seguro que ahora ocurre lo mismo, ¡son chulérrimas!

22 de octubre de 2013

Olor a otoño londinense

Dos marcas trabajando juntas. Diptyque y Liberty se han unido por primera vez para crear Insolite, una exclusiva vela perfumada que se presenta en edición limitada. Esta mezcla de especias calientes y frías, hojas, pétalos, pieles y cáscaras huele a otoño británico, a hogar con la chimenea encendida y jornadas de paseos por la campiña. Sin renunciar al clásico vaso de los productos Diptyque, ni al estampado de Liberty, se puede conseguir a partir de 50 € (190 g) en la web de la tienda londinense.

16 de octubre de 2013

Una pareja con 'bouquet'



Michel Rolland no es un enólogo más. Este francés está considerado uno de los más reputados críticos del mundo y toda una estrella entre los amantes del vino de su país. Su inmersión en ese universo es total, ya que regenta bodegas, dirige aulas de cata e incluso se encarga de un laboratorio en Burdeos que analiza 800 viñedos franceses cada vendimia.

Amante de la barrica de roble y los vinos afrutados, este gurú del norte de los Pirineos se ha embarcado en un proyecto donde los caldos españoles tienen mucho que decir. Y lo ha hecho junto al emprendedor español Javier Ruiz de Galarreta, fundador de Araex, en Rioja Alavesa. Juntos se han unido en una propuesta que quiere destacar las virtudes del terroir hispano y que se concreta en tres etiquetas (dos tintos y un blanco) elaboradas cada una en una Denominación de Origen diferente. Así, Rioja, Ribera del Duero y Rueda son el marco de un experimento que busca la mayor calidad de unos vino únicos e irrepetibles.

El R&G Rioja 2010, elaborado con Tempranillo 100%; el Rolland & Galarreta Ribera del Duero 2010 (Tempranillo y Merlot) y el Rolland & Galarreta Rueda 2011 (el blanco, elaborado con Verdejo) están llamados a convertirse en premio de coleccionistas. Para adquirirlos, la fórmula es original: exclusivamente por Internet y en cinco países simultáneamente a través del portal de venta online vente-privee.com, que será quien se encargue desde hoy y hasta el 21 de octubre, durante apenas cinco días, de poner las diferentes botellas en circulación.

Habrá que ser rápido con el ratón; y luego, ya en casa, paladear nuestra copa muy lentamente, con la satisfacción de saber que nunca más habrá un vino como el que estamos disfrutando en ese momento.

13 de octubre de 2013

De las pasarelas a las vitrinas



Pocos dudan que Cristóbal Balenciaga o Christian Dior sean unos maestros del diseño. Su virtuosismo les convirtió no sólo en referentes de la Alta Costura, sino también en protagonistas de un lugar privilegiado en las vitrinas del mundo del arte. Sus colecciones, y las de otros grandes modistos, han dado el salto de las pasarelas y los escaparates a los museos, templos culturales que cada vez dan más importancia a la moda. De hecho, son pocas las grandes capitales que carecen de un espacio expositivo dedicado a este fenómeno.

Si bien al principio los museos de moda tenían un carácter puramente histórico y costumbrista, poco a poco han ido derivando en lugares que unen lo textil con el diseño multimedia, la arquitectura y otras especialidades. "El reto es hacer comprender al público que lo que se exhibe es una manifestación cultural y artística de enorme refinamiento material e intelectual, testimonio de cómo en una época se entiende la belleza del cuerpo y su envolvimiento, de cómo nos vemos a nosotros mismos y de cómo queremos que nos vean", explica Javier González de Durana, director general del Museo Cristóbal Balenciaga de Getaria (Guipúzcoa). "Se trata de educar e inspirar, de desarrollar el conocimiento del mundo de la moda", añade Valerie Steele, directora del museo del Fashion Institute of Technology de Nueva York.

Esta inspiración es palpable a la hora de ir de tiendas. Imposible ir a una boutique y no detenerse en los acabados de las costuras o en los pliegues del tejido si, antes de una jornada de compras en los Campos Elíseos o en la Quinta Avenida, hemos visitado el Museo de las Artes Decorativas de París o el MET de Nueva York, respectivamente. Lo mismo pretenden en Omotesando. El famoso distrito de tiendas de Tokio tiene proyectado levantar una torre de cristal de más de 100 metros de alto dedicada exclusivamente a albergar un museo de moda. Será la guinda a unas calles que concentran las mejores firmas.

El trabajo que hay detrás de cada exhibición es intenso. "No todo lo que desfila en una pasarela es arte, del mismo modo que tampoco lo es toda la pintura o fotografía que se produce. Lo que se muestra es el resultado de una dura criba que sólo supera lo excelente y lo cargado de significación, sean vestidos, pinturas o muebles", prosigue González de Durana. Además, esta selección se redefine en cada exposición. "Para una retrospectiva que hicimos sobre Oscar de la Renta, tuvimos que explorar su trabajo, determinar los puntos fuertes que conformaran una auténtica antología", explica Jean L. Druesedow, responsable del museo de la moda de la Universidad Estatal de Kent, en Estados Unidos. "Son parámetros tan personales que impiden que haya dos museos iguales en el mundo".

El interés del público por este tipo de centros de arte es notable. Aún hoy sigue vigente el récord de visitantes –661.509 personas– que registró el MET de Nueva York en 2011 durante la exposición temporal dedicada a Alexander McQueen. Ésta tuvo que ser prorrogada e incluso el éxito de la misma obligó a la institución a abrir sus puertas los siete días de la semana. Pero no hay que marcharse fuera de nuestras fronteras para obtener buenas cifras. El museo Cristóbal Balenciaga, inaugurado en junio de 2011, ha registrado ya más de 150.000 visitas; y por el Museo del Traje de Madrid han pasado más de 800.000 personas desde su apertura en 2004.

Trajes que pertenecieron a Maria Callas o incluso a Napoleón Bonaparte, sombreros firmados por Elsa Schiaparelli, los vestidos que las Primeras Damas de Estados Unidos lucieron en las ceremonias de investidura de sus maridos o los mejores zapatos de Salvatore Ferragamo y Azzedine Alaïa son sólo algunas de las propuestas que podemos encontrar actualmente en los mejores museos de moda del mundo. Están repartidos por los cinco continentes, sólo hace falta escoger destino y comprar la entrada que nos permitirá disfrutar de un paseo por el fascinante mundo de la moda convertida en arte.

* Texto original del reportaje publicado en el Especial Colecciones de Telva de septiembre de 2013.

5 de octubre de 2013

Clásico masculino

¿Alguna vez pasarán de moda las corbatas? Para muchos, es inconcebible. La elegancia con la que se luce un traje, e incluso en mangas de camisa con un buen pantalón informal, si se añade una corbata bien elegida es innegable y no es fácil renunciar a ella cuando se sabe vestir bien. Es por ello que elegir una de las que ha presentado Gucci para su colección de otoño siempre es una buena idea.

La firma italiana es fiel a su estilo y cuenta con una línea que tiende al clásico, pero sin resultar aburrido y sin renunciar a algunos de sus 'must' como el logotipo de las G entrelazadas. Fieles al 'made in Italy', han sido confeccionadas a mano por artesanos, en colores sobrios (abundan los tonos celestes, los azules y algunos tostados y rojos) y con unas medidas tradicionales: 8 cm. de ancho las de jacquard de seda y algo más finas y cortas las de punto de seda.

Disponibles a partir de 130 €/u, serán el complemento perfecto para un 'look' elegante y discreto, a juego con un otoño frío que no renuncia a las tendencias.

30 de septiembre de 2013

Denim al punto

Cuando Tony Lonsdale se propuso, a principios de la década de los años 70, vender pantalones vaqueros de estilo californiano en la londinense King's Road no se lo pusieron fácil. Más de un comerciante del elitista distrito puso el grito en el cielo, y es que poco o nada tenía que ver el 'denim' con lo que se podía ver en el resto de escaparates del Chelsea de aquel entonces.

Su nieta Chloe se encargó el año pasado de relanzar una de las marcas de Tony, The Jean Machine, como en su día hizo con Made in Heaven. Y no ha esperado mucho para presentar una colección cápsula con socio de honor: Missoni.

Así, Reino Unido e Italia se dan la mano para crear unos vaqueros que, de tan clásicos, se vuelven irresistibles y 100% sobrios.

En añil, sin estridencias ni telas lavadas, ni un sólo jirón. Sólo eso: vaqueros de toda la vida, con el toque Missoni en los forros de las cazadoras. Por cierto, que estos se han teñido en azul denim y se pueden reconvertir en chaleco gracias a un juego de trabillas.

Un guiño 'vintage' disponible en Browns (Londres) a partir de 245 libras el pantalón y 430 la chaqueta.

23 de septiembre de 2013

Un bereber en Vendôme

En poco o en nada se parecen la parisina plaza Vendôme, hogar de las principales firmas de joyería del mundo, y el desierto del Sáhara. Pero si nos acercamos al número 6 de este rincón privilegiado de la capital francesa y echamos un pequeño vistazo al escaparate de Repossi, tendremos la sensación de haber recorrido varios miles de kilómetros al sur, hasta las dunas de arena caliente de Mauritania.

La colección Berbère no deja lugar a dudas en cuanto a su inspiración. Simple y depurada, presenta el toque tribal de este pueblo de nómadas en piezas realizadas con los materiales más exquisitos. Desde anillos que cubren casi todo el dedo a un brazalete en arco de gran tamaño, la creadora, Gaia Repossi, no deja ningún elemento al azar. Ni siquiera los pendientes, a los que añade un toque ‘punk’.

Realizados en oro rosa y pavé de diamantes (también en oro negro), en su línea más sofisticada, pero también en oro blanco y plata, sus diseños llaman la atención por su originalidad y por ser diferentes a lo que uno espera en este templo del lujo, codo con codo con las creaciones de las joyerías más tradicionales.


Croquet entre corbatas



Hermès ha dedicado sus últimas colecciones al mundo del deporte. Bien es cierto que, al principio, coincidía esta acción con las Olimpiadas de Londres y le restaba, por tanto, originalidad, pero los que tenemos la suerte de conocer bien a la 'maison' sabemos que ellos, realmente, van por libre, y el hecho de que no haya grandes acontecimientos deportivos en 2013 no ha sido impedimento para que sigan tomando este tema como referencia.

Eso sí, se trata de una de las firmas de lujo más importantes y no vale cualquier deporte ni van a 'rebajar' sus propuestas llenando sus exquisitas boutiques de muñequeras de algodón, ropa para hacer ejercicio o (horreur!) lycras. Es por esto que los estampados y la presentación de las prendas gira en torno a juegos tan respetables y clásicos (por no decir anacrónicos en algunos casos) como el croquet, el tenis de mesa o el tenis. Sí, no son deportes de masas, pero permiten crear vídeos tan simpáticos como los que ha presentado Hermès en su canal de YouTube y que ponen 'a ejercitar' a sus corbatas y a sus vajillas, entre otras piezas de la colección.



Me declaro adicto a estas formas de publicidad. ¡Viva la creatividad! ¡Mueran las presentaciones anodinas!

20 de septiembre de 2013

Isla privada con mayordomo



Juguemos a la isla del tesoro. Pero el objetivo no es encontrar un cofre perdido lleno de monedas de oro y joyas. Aquí de lo que se trata es de recargar pilas y gozar de la tranquilidad y las maravillas naturales que sólo se pueden disfrutar en Seychelles. Pero no lo vamos a lograr en una playa cualquiera, nuestro santuario particular será la isla Fregate, privada y a medio camino entre Mahe y La Digue.

Allí se encuentra un resort de lujo al que para llegar es necesario elegir entre un helicóptero, un pequeño avión o un yate que surcará el Índico hasta dejarnos plácidamente en un pequeño embarcadero de madera que nos da la bienvenida al complejo. Siete playas, todas cuajadas de palmeras, serán seguro nuestro primer destino a explorar. Seguro que le maravillará la Macquereau, con grandes acantilados de piedra de las que brotan las palmeras; o la Bambous, en donde descansar con un buen cóctel.

Ésta es la que se encuentra a pie del hotel, situado en una pequeña loma y que cuenta con una increíble piscina desde la que ver la puesta de sol. Las 16 residencias privadas y villas se suceden de forma que la discreción y la intimidad estén aseguradas. Y todo ello con una arquitectura que juega con la naturaleza y los motivos locales, grandes techos de paja y un servicio de mayordoma para que el confort nunca brille por su ausencia.

Por la noche, la cena es donde el huésped quiera. El servicio 'Dining Everywhere' permite disfrutar de una barbacoa en la playa para dos, una degustación de todo tipo de frutas tropicales en un jardín cuajado de grandes plantas o incluso la intimidad de una casa árbol, entre otras localizaciones a cuál más exótica. a partir de 1.465 €/noche.



18 de septiembre de 2013

Un palacio de otro mundo



El yuzu, el pomelo japonés, es la fruta del otoño en el Palacio de Namaskar, un rincón de lujo y fastuosidad a las afueras de Marrakech en el que poder dedicarse al noble arte del hedonismo. Mimarse con sesiones de shiatsu o reflexología, disfrutar de un brunch con especialidades thai y niponas o aprender a manejar el estrés con meditación son sólo algunas de las actividades que ofrece este santuario de cinco estrellas.

Con una arquitectura de gran belleza, el Palais Namaskar está considerado no sólo uno de los mejores hoteles de Marruecos, sino también de todo el mundo, de ahí que no falte en las clasificaciones de las revistas más prestigiosas. Sus suites y villas son buena muestra de ello, con una decoración que combina el lujo Oriental con las comodidades típicas de Occidente, sin descuidar piscinas, cocinas privadas y un servicio de mayordomo que se encarga de todos los detalles.

El punto fuerte del hotel es el spa, que se ha creado siguiendo los principios del Feng Shui para canalizar energías y revitalizar cuerpo y mente. Albercas interiores, pozas y jardines aromáticos forman parte del espacio, así como jacuzzis, sauna, baños turcos y cabinas donde recibir mil y un tratamientos cosméticos y masajes. Un cuidado como el que ponen en las cinco cocinas del hotel, al cargo de otros tantos restaurantes.

A menos de dos horas de avión, un paraíso único donde no se puede hacer otra cosa que relajarse al máximo. A partir de 470 €/noche.


7 de agosto de 2013

De compras en Capri

La coqueta isla italiana de Capri es uno de los refugios estivales de la alta sociedad italiana, que se reparte entre las colinas de este rincón frente a Nápoles y Costa Esmeralda, en Cerdeña. Comparable a Puerto Banús (Marbella) por su número de tiendas de lujo por metro cuadrado, todas con una arquitectura y un diseño pensado expresamente para no trastocar el urbanismo de pueblo costero del municipio, este verano es imposible no entrar en la que la firma italiana de marroquinería Tod’s tiene en el 8 de la Piazza Umberto I.

Sólo allí será posible comprar una edición limitada de dos de los productos más icónicos de la firma: el bolso D.D.Bag y los mocasines Gommino, rebautizados con el apellido Capri para la ocasión. En el caso del primero, estará disponible en dos colores: amarillo limón y azul turquesa, confeccionados ambos a mano en el mejor cuero, como es habitual en la firma.

Los Gommino, por su parte, con su suela moteada de pequeñas semiesferas de goma (de ahí su nombre, una presentación única en el mundo y que sólo puede hacer Tod’s), será posible adquirirlos confeccionados en pitón y teñidos en color rosa, turquesa y amarillo limón. Una oportunidad única de dotar a nuestro armario veraniego de los tonos más ácidos y divertidos, sin perder un ápice de elegancia ni originalidad.

2 de agosto de 2013

La fascinación de lo diferente



Olviden todas las reglas del escaparatismo. No se trata de enseñar lo mejor de la colección, ni siquiera de insinuar sin mostrar. Es más, ya puestos, dejen a un lado esos grandes cartelones de rebajas o promociones varias que tapan prácticamente el ventanal de las tiendas y que no permiten ver el interior. Lo último es no tener escaparate. O al menos eso es lo que pregona el diseñador de moda masculina Thom Browne, que no sólo ha revolucionado el mundo de las tendencias con su machacona insistencia por recuperar las líneas retro de los años 50 y 60, sino que parece dispuesto a marcar un antes y un después en la experiencia de compra.

Browne ha abierto su primera tienda fuera de Estados Unidos. La ciudad elegida ha sido Tokio, concretamente el distrito de Aoyama. Pero saber que estamos ante la boutique, sin conocerla previamente, es misión imposible. Una pared grisácea y una minúscula puerta, con una cortinilla de aluminio cual oficina cutre, es lo único que encontraremos paseando por la acera. Eso sí, ha tenido el detalle de escribir su nombre en un vinilo en la puerta, no vaya a ser que algún despistado se confunda y entre pensando que es una oficina de la zona.



El interior está en consonancia con este ascetismo estético. Pocas prendas, colocadas en unas cuantas burras, un par de butacones y parte de la colección de gafas de vista y sol sobre una mesita baja es prácticamente todo lo que vamos a encontrar. ¿Contención de costes? ¿Revolución estética? ¿Minimalismo extremo en gris? Todo es posible, es el genio de Thom Browne.

30 de julio de 2013

Fusión intercontinental

Basta echarle un vistazo a la carta para que se haga la boca agua y entren mucha indecisión sobre qué pedir, porque realmente cuesta no pedirlo todo. Ceviche de corvina salvaje, una perfecta torre de pez toro, tartar de atún o maki en tempura son sólo algunas de las especialidades que se pueden degustar en Inari, un restaurante japonés que desde su inauguración en 2007 pasa con nota el examen de los amantes de lo asiático más sibaritas.

Uno de sus puntos fuertes, además de la calidad del pescado, es precisamente la fusión que hacen en sus platos de sabores japoneses con detalles de otros continentes, como el ceviche peruano, por ejemplo, los toques especiados de la cocina tailandesa o la rotundidad de su Teppanyaki de solomillo gallego. Así, cada bocado se convierte en un placer para el paladar.

Inari cuenta con dos localizaciones en Madrid. La de siempre, en la calle General Pardiñas, y en La Moraleja (C/Azalea, 1), que cuenta con una interesante terraza en la que poder tapear las delicias asiáticas de la carta mientras se toma una bebida refrescante, se charla con amigos y se disfruta del buen tiempo.

Allí es posible degustar, por ejemplo, un Ebi Spicy Maki, un hosomaki fresco y ligero, perfecto para estas fechas. Relleno de langostinos a la plancha y rúcula y cortado en ocho piezas, se completa con una salsa de anticucho peruana (con ají panca, ají amarillo y hierbabuena), una salsa suave de aguacate y queso crema. ¿A que apetece? Pues trata de comer sólo uno, ¡imposible!


12 de julio de 2013

Petanqueando



¿Es la petanca el juego más 'chic' del verano? A juzgar por lo que se cuece en París, la respuesta es afirmativa. Lo pude comprobar el pasado lunes. La empresa Vente-Privee organizó en una de las mansiones con jardín más interesantes del centro de la capital francesa, el Hôtel Salomon de Rothschild (Valentino lo eligió para su último desfile de Alta Costura), una de esas fiestas en las que hay que estar sí o sí y en la que todo giraba en torno a esta 'competición de abuelos' que ahora es reivindicada por el público 'hipster'.

La fascinación de las firmas de lujo por la petanca no es nueva. Precisamente Louis Vuitton presentó hace algunos años un estuche especial con bolas creadas con piel de becerro y con su inconfundible estampado Monogram.

Otras dos firmas de alcurnia, Chanel y Hermès, también han rendido cuentas con este juego. No falta en el catálogo de ediciones especiales de ninguna y ponen lo mejor de su buen haer para que la presentación enamore, te guste o no jugar. De hecho, debo reconocer que, durante la fiesta, no me faltaron ganas de echar alguna partida, y eso que no juego a la petanca desde que era pequeño, en la playa de Conil con mis primos. Aunque en esa ocasión, ni bolas de metal ni estuches de lujo: bolas de plástico de cuatro colores y un portabolas práctico y sin rastro artesanal...

4 de julio de 2013

Una noche en el museo



El mejor modo de disfrutar del mar en Niza es paseando por la Promenade des Anglais. Allí llama la atención un gran edificio blanco y techos ocres, un palacio que esconde uno de los hoteles-museo más estrambóticos de Europa: el Negresco. Sus jardines, sus salones, sus habitaciones... no falta un rincón donde el arte contemporáneo no esté presente, incluido un tíovivo clásico.

Superviviente de los grandes hoteles inaugurados a principios del siglo XX, fue el rumano Henri Negresco el que decidió ponerlo en funcionamiento, para lo que contrató a los mejores industriales, arquitectos y decoradores. Luego llegarían los grandes huéspedes, como Salvador Dalí, que se sentía en su salsa en un ambiente en el que aparecían grandes retratos de los reyes franceses, bustos de María Antonieta, tapices de Raymond Moretti y todo tipo de estatuas.

Una particular colección que no ha dejado de crecer. Actualmente, su 'brasserie' La Rotonde está decorada como una antigua atracción de feria, y en las zonas comunes hay colecciones de arte africano y oriental, así como alfombras con grafismos cubistas y postmodernistas. Y fuera, en el jardín, una estatua de Miles Davies con chaqueta multicolor da la bienvenida.

A partir de 310 €/noche, una experiencia única en plena Costa Azul para los amantes del arte y la hilaridad decorativa.




3 de julio de 2013

Perdidos en el corazón del Tian Shan



La cordillera del Tian Shan es mucho más que la frontera natural entre Kirguistán, China y Kazajistán. Con picos como el Jegish Chokusu, de 7.439 m., o el Khan Tengri, de 7.010 m., es el destino perfecto para los montañeros que buscan, además, conocer cómo vivían los antiguos tártaros.

Dada la complejidad del terreno, es precisamente durante julio y agosto cuando se recomienda visitar la región del Tián de Kirguistán. Una de las rutas que goza de mayor prestigio es la que parte de Bishkek, la capital del país, y se acerca a glaciares y lagos como los de Inylchek, Putevodniy o Dikiy. Paisajes impresionantes con las grandes montañas nevadas de fondo y más de diez campamentos base donde descansar y respirar uno de los aires más limpios del planeta.



La empresa turística Ak-Sai Travel es la responsable de esta excursión de 15 días en la que se visita la ciudad de Karakol, a los pies de la cordillera y que fue fundada por cosacos en el siglo XIX, con su mezquita de estilo chino o su catedral ortodoza de madera (construida sin clavos). Aunque son los glaciares lo que más llamará la atención del viajero. El de Inylchek es uno de los más grandes del mundo fuera de las regiones polares, con 62 kilómetros de largo.

En el viaje, rutas en helicóptero, visitas a antiguas ciudades y puestos de la Ruta de la Seda y vestigios soviéticos. Una mezcla única que hará del viaje mucho más que montañismo, a partir de 1.910 dólares/persona.


2 de julio de 2013

Mimo para las uñas más delicadas

Clinique ha lanzado una nueva colección de esmalte de uñas pensada para mujeres con piel sensible y alergias relacionadas con los químicos que tradicionalmente tiene este producto de maquillaje. Eso sí, cuidado dermatológico y estilo no tienen por qué estar reñidos, y la firma ha elegido una paleta de colores de la más rabiosa actualidad. Doce tonos más una base protectora en el que hay rosas, naranjas, marrones, verdes...

"Hay quienes sufren reacciones alérgicas en la piel sin saber que se debe a su laca de uñas. Otras también sufren éste tipo de alteraciones al poner en contacto sus uñas con sus ojos", explica Janet Pardo, vicepresidenta de Desarrollo de Productos de Clinique. Para conseguir esto, se han utilizado fórmulas que no incluyen ingredientes sensibilizadores de la piel.

En España ya están disponibles y cuatro de los colores sólo los comercializa en exclusiva El Corte Inglés (coral, amarillo, verde y azul petróleo). A partir de 18,50 €/unidad.

1 de julio de 2013

Seis playas, seis conjuntos

Gabriella Cortese, directora creativa de la firma francesa de moda Antik Batik, ha diseñado en exclusiva para Vente-Privee, 'Summer Road', una colección cápsula que ha ideado creando un paseo a través del mundo. Así, inspirada en seis ciudades, presenta nueve prendas de verano con todo tipo de colores, bordados y estampados; tan diferentes como lo son las seis localizaciones que ha elegido para enmarcar cada conjunto.



Así, por ejemplo, un llamativo conjunto de shorts, chaqueta de gasa y pareo en tonos rojos cereza han sido las prendas elegidas para crear el look perfecto para Río de Janeiro (las tres prendas, 78 €). Por otro lado, la capital francesa se representa en un gran capazo bordado (90 €) y una cartera (39 €); en tanto que Tanger aparece como un amplio vestido de algodón bordado de color fucsia (90 €).

"Quiero crear la moda de un viajero que profundiza en su pasado y redescubre los tesoros de un viejo baúl, piezas que evocan los recuerdos de la infancia o fiestas de los locos años 20", ha explicado Cortese. Sus prendas se ponen a la venta hoy 1 de julio, en una edición limitada que sólo estará disponible en Vente-Privee.


28 de junio de 2013

Internet se convierte en bodega

Lo he intentado pero no recuerdo cuál fue mi primera compra en Internet. Reconozco que siempre he sido poco cauto para estas cosas. Cuando se enteraban, hace unos años, que comprabas a través de la web, todos se echaban las manos a la cabeza porque pensaban que los datos de tu tarjeta de crédito pasaba, automáticamente, a formar parte de una base de datos del hampa, la misma que dejaría sin ahorros todas tus cuentas bancarias. A ver, que una cosa era que no me creyera los miles de correo spam de banca electrónica que me enviaran y otra que desconfiara por completo del sistema.

Supongo que sería un billete de avión. Creo que es lo que más he comprado nunca, incluso ahora, cuando he diversificado mucho mis adquisiciones vía web: música, ropa, libros, regalos, viajes y paquetes de vacaciones... Lo que aún no he podido añadir a esa lista ha sido el vino. Supongo que será por el hecho de no ser bebedor, porque no será por las posibilidades que hay en este campo.

Según el estudio 'Los compradores europeos de vino on-line', cuyas conclusiones me han resultado bastante interesantes, parece ser que son los apasionados de la enología los que más han confiado en Internet para conformar su bodega, e incluso gastan más en las botellas que los que sólo las compran del modo tradicional (hasta 14 euros). Además, al permitir una red de distribución más pequeña y efectiva, en tanto que los costes pueden reducirse, permite consumir y descubrir vinos de otros países, que no siempre están a mano (es el caso en España del vino de Il Borro, que fabrican los Ferragamo en Florencia y que sólo se pudo adquirir en Vente-Privee).

De hecho, fue uno de los socios fundadores de esta firma de venta online, Xavier Court, quien presentó en el último Vinexpo de Burdeos las conclusiones del estudio. La empresa francesa bien puede considerarse un distribuidor de altura. Con más de 2,5 millones de botellas vendidas en 2012 -25.000 botellas en España- y una facturación de 30 millones de euros en el sector, Vente-Privee es el distribuidor online de vinos y espumosos líder del mercado galo.

Del mismo modo, proliferan los clubes por y para amantes del vino, con compras que se realizan por prescripción, suscripción y venta directa. Es el caso de las empresas españolas Todovino o Bodeboca, que llegaron a aliarse con el servicio abordo de Iberia, la primera, y que permiten comprar vino a precios muy competitivos, ya que las botellas les llegan directamente de las bodegas a sus almacenes y las ventas son en cantidades pequeñas para evitar sobrantes.

Me pregunto, si me animara a comprar vino por Internet, qué etiqueta sería. Supongo que un blanco, afrutado y meloso, que son los que más me gustan. Un alemán, de las bodegas que bordean Stuttgart, donde probé el mejor vino dulce que jamás haya tomado. Una pena no recordar su nombre... aunque para qué, si el dueño nos comentó que todo lo que embotellaba estaba ya vendido a Oriente Medio. Estos millonarios...


Amanecer junto al mar Rojo



La ciudad jordana de Áqaba, a orillas del mar Rojo, es conocida por sus balnearios y hoteles de lujo. Elegida por muchos para surfear y bucear, sus aguas, compartidas con Israel, fueron objeto de un rico comercio portuario durante miles de años, y hoy es sede de algunos de los resorts más interesantes de Oriente Próximo.

Uno de ellos es el Tala Bay, de la cadena suiza Mövenpick. Situado a apenas 15 minutos del centro de la ciudad, se compone de 306 habitaciones pensadas para un turismo familiar de lujo en el que poder practicar todo tipo de deportes acuáticos. De hecho, el propio hotel destaca por su fuerte apuesta por el agua, con más de media docena de piscinas (suman más de 3.000 metros cuadrados entre todas) y 1.200 metros cuadrados dedicados al wellness en dos completos spas. Y todo en una estructura con pocos pisos de altura, por lo que las vistas están aseguradas.

La decoración de sus habitaciones es sencilla, con profusión de sofás y sillones para garantizar el descanso. En ellas, con terraza privada y minibar gratuito, se aseguran los amaneceres frente al mar, y no faltan pequeños detalles como una gran cesta de frutas frescas o grandes, como las camas King Size.

También destaca por su gastronomía. Con ocho restaurantes y bares, prácticamente están cubiertos todos los antojos que puedan tener sus huéspedes. Desde el Najel, con cenas a la carte, o el Casalingo, un italiano; a una parrilla junto al mar, el Sejan y bares especializados en cócteles como el The Bop.

27 de junio de 2013

#RegentTweet o un sábado de compras

Una de las grandes asignaturas pendientes del mundo del lujo es la asimilación de las últimas tendencias y novedades tecnológicas y sociales, más allá de lo que es la moda en sí. La irrupción de las firmas en redes sociales y plataformas digitales fue tardía y aún hoy no se exprimen lo suficiente. Salvo excepciones, el trabajo desarrollado por éstas en ambientes 2.0 deja mucho que desear, escudándose en un falso apego por la tradición y el clasicismo para argumentar su inactividad y, por qué no decirlo, su obsolescencia.

Sin embargo, de vez en cuando aparecen iniciativas que obligan a quitarse el sombrero. Una de ellas es el #RegentTweet, un evento que organiza la asociación de comerciantes de la londinense Regent St. desde hace tres años y que lleva a sus boutiques a una importante representación de los blogueros y twitteros más representativos del mundo de la moda de toda Europa. Tuve el honor de que la organización me invitara este año y pude comprobar un nivel de calidad tecnológica que nunca había visto en ningún tipo de acontecimiento del mundo del lujo, desde la creación de una red de seguimiento a través de códigos bidi a una interacción de diferentes plataformas tan sólo utilizando el hashtag del evento. Así, era muy sencillo que todo el mundo estuviera al tanto de lo que estaba pasando el sábado 22 de junio en Londres.

Ni que decir tiene que es muy sencillo para Regent St. sacar músculo como arteria comercial. En esta calle y sus aledaños se encuentran algunas de las firmas más emblemáticas del mundo, ya sean en moda como en belleza, tecnología o restauración. Apple, Jaeger, Guess, Molton Brown o COS son sólo algunos ejemplos de lo que podemos encontrar en ella.

Todo estaba preparado para dejar mucho más que un buen sabor de boca y como, afortunadamente, la atención al público es más que exquisita, independientemente de que se trate de una firma de lujo o de una tienda barata, fue imposible no disfrutar de la jornada (especialmente si se tiene la suerte, como fue mi caso, de poder vivirla con Diana de @dipordior, una de las blogueras de moda más interesantes del panorama español).

El listón se queda muy alto para otras iniciativas parecidas. En España, las que se han realizado en los últimos, especialmente en Madrid, alrededor de las calles Serrano, Jorge Juan u Ortega y Gasset, tendrían mucho que aprender de la organización y de la seriedad que demostraron los londinenses, con una integración de las nuevas tecnologías que, por ahora (y ojalá por poco tiempo), brilla por su ausencia en nuestro país.

25 de junio de 2013

Monogram Rex

Una visita al Museo de Historia Natural de París fue el punto de partida. Pero ya no hace falta acudir a ellos para ver dinosaurios. Basta con pasearse por las principales calles de compras de lujo del mundo, ya que Louis Vuitton ha decido llenar sus escaparates de dinosaurios, que interactuarán con maniquíes y complementos, en cabinas de roble oscuro capaces de contener al lento y huesudo Dimetrodón, un plácido Stegosauro e incluso al cinematográfico Velociraptor. Esto sí que es un viaje, ¡pero de millones de años en el tiempo!